Las capitales trabajan por el empleo y la dinamización de las ciudades

  Superado el ecuador de la actual legislatura (las últimas elecciones municipales tuvieron lugar en el mes de mayo de 2011 y los alcaldes tomaron posesión de sus cargos en junio), las capitales de las ocho provincias andaluzas afrontan este último año y medio de gobierno marcado por el contexto de crisis económica que aún persiste y, consecuentemente, por la escasez de fondos en las arcas de los consistorios. Será un periodo marcado pues por la austeridad, si bien en todos los casos se están realizando importantes esfuerzos para llevar a cabo iniciativas que dinamicen las ciudades y generen el tan necesario empleo, al tiempo que tratan de reducir la deuda municipal en la mayoría de los casos. Como en los dos años precedentes, se sigue apostando por acciones de calado profundo entre la población, pero sin la envergadura de actuaciones culminadas en los años de bonanza.

En Almería, uno de los retos esenciales del consistorio es la aprobación definitiva del PGOU en los próximos meses, pues de ella dependen muchas de las acciones planificadas. En el documento destaca su decidida apuesta por la dotación de suelos terciarios e industriales, mientras en suelo residencial las propuestas de crecimiento se centran en la Corona Norte. Está asimismo prevista la revitalización del Casco Histórico, así como la dotación de nuevas zonas verdes y equipamientos públicos, además de la construcción de VPO y la mejora en infraestructuras viarias. Entre los proyectos más destacados sobresalen el futuro soterramiento del ferrocarril, la urbanización de los terrenos cedidos por ADIF al Ayuntamiento, la segunda fase de la rehabilitación de la Casa Consistorial o la ejecución del Parque de las Familias.

En Cádiz, la configuración de la Plataforma Logística Sur de Europa se antoja uno de los proyectos fundamentales para los próximos años, cuyo objetivo es convertir a Cádiz en el centro neurálgico de la estrategia de desarrollo logístico de España. Otros de los proyectos más importantes son la culminación de la Línea de Alta Velocidad Sevilla-Cádiz (dependiente del  Ministerio de Fomento), y el tranvía para el casco antiguo, en cuyo debate participan el Ayuntamiento, la Junta y los colectivos ciudadanos. Pendientes están la apertura del Puente de la Constitución de 1812, la conclusión de la avenida transversal, la duplicación de la de Astilleros, la reforma del antiguo polígono exterior de la Zona Franca o la peatonalización del tramo del paseo marítimo entre el Hotel Playa y La Cortadura.

Entre los proyectos en marcha  o previstos más importantes para Córdoba destaca el del Centro de Exposiciones, Ferias y Convenciones, en fase de apertura de ofertas. Está asimismo prevista la construcción en los próximos tres años de más de 2.000 viviendas tanto de VPO como libres, enmarcadas en el plan Córdoba Vivienda. También se acometerá en breve el inicio del Metrotrén, que comunicará las barriadas periféricas de este a oeste.

Granada afronta una de sus etapas más importantes, como atestigua el reportaje que puede leerse en este mismo número de Ai, sobre la culminación en 2015 de la A-7 y la llegada del AVE, a lo que se une la incorporación granadina a la red de transporte ferroviario de mercancías europea. Se prevé asimismo la implantación de un nuevo sistema de transporte, una línea de alta capacidad (LAC) que reducirá la contaminación y el ruido y permitirá revitalizar el centro de la ciudad, y que deberá ir acompañada de la recuperación del eje calle Elvira-Bajo Albaicín, sin dejar atrás el despegue definitivo del Parque Tecnológico de la Salud.

En Huelva, el Ensanche Sur, uno de los capítulos que con la llegada de la crisis quedaron pendientes del PGOU vigente, se presenta como la mejor oportunidad para dinamizar la ciudad, junto a la de la Ronda Exterior, donde se ubica el centro comercial Holea que abre sus puertas en breve. El Ensanche Sur implica la construcción de una nueva ciudad junto a la ría, una urbanización con vocación turística y capacidad para 12.800 personas, sobre un total de 200.000 m2. Otro proyecto previsto es la plaza porticada del antiguo Mercado del Carmen, que culminará la peatonalización del centro de la capital.

La aprobación definitiva del PGOU es también el principal reto de Jaén. Entre los proyectos previstos destacan el centro de ocio de Valdeastillas, el centro deportivo de La Victoria y la construcción de un centenar de viviendas protegidas. Está previsto también que se resuelva el problema de suelo para la expansión de la Universidad, así como la tan esperada Ciudad Sanitaria, al tiempo que se va a revitalizar el casco histórico de la ciudad.

En Málaga, los esfuerzos se van a centrar en trabajar en la ciudad consolidada, en recuperar y renovar barrios, especialmente de los años 60 y 70, así como en vincularse a programas urbanos que permitan mejorar la calidad de vida y el confort de los ciudadanos, reduciendo el consumo energético y las emisiones de CO2. Se seguirá trabajando también en la ciudad antigua, al tiempo que la reconversión de grandes espacios va a permitir el desarrollo de la Manzana Verde, un ‘ecobarrio’ donde confluirán las nuevas tecnologías, la eficiencia energética en la edificación y el transporte eficiente.

En Sevilla, el consistorio que dirige Juan Ignacio Zoido tiene entre manos iniciativas en distinta fase de ejecución como el desarrollo de un nuevo parque empresarial en la zona de Higuerón Sur, el proyecto empresarial de San Nicolás Oeste o la creación de la Zona Franca que haga del Guadalquivir un verdadero motor de la economía local. Al propio tiempo, apoya otros planes empresariales que se están planteando desde el ámbito privado y trabaja en la creación de nuevos equipamientos para determinados barrios. Todo ello sin olvidar dos operaciones de construcción de viviendas sociales en Nuevo Amate y Los Pajaritos, entre otras actuaciones. Ai

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *