Sevilla vuelve a reactivar su economía con viviendas asequibles en ejecución de su PGOU

Juan Espadas Cejas

Alcalde de Sevilla

Es un placer volver a compartir una publicación de Andalucía Inmobiliaria, un espacio de reflexión e información, desde el que podemos ampliar nuestros horizontes en busca de mejores desarrollos urbanos y ciudades más saludables y sostenibles.

Cuando llegué al Ayuntamiento de Sevilla tenía un objetivo claro: reactivar la economía local transformando la ciudad según lo planificado en nuestro PGOU, cuya principal bandera es la sostenibilidad. El escenario que encontramos estaba definido por la apatía y el inmovilismo. Nuestro entorno había parado por completo su desarrollo urbanístico y esto significaba reducir expectativas para los jóvenes y que  el talento abandonara la ciudad. En ese contexto revitalizar e incentivar la construcción de viviendas y dinamizar y ordenar metros cuadrados de nuestro suelo, abandonados desde el inicio de la crisis, fue una manera de reactivar la maquinaria.

Había que echar a andar sin cometer errores del pasado, según lo planificado y priorizando el desarrollo de la ciudad construida, los vacíos urbanos o proyectos bloqueados en puntos estratégicos de la ciudad.

Desde el consistorio municipal hemos impulsado con el tejido empresarial, que seguía queriendo invertir en Sevilla, la reactivación económica de la ciudad valiéndonos de las herramientas propias y propiciando acuerdos con otras instituciones y gobiernos.  En nuestros tres primeros años se han concedido licencias para la construcción de 3.100 viviendas en Sevilla. Hemos modernizado también la estructura y el funcionamiento interno para integrar Medio Ambiente y Urbanismo y agilizar los trámites. Los datos de 2017, por ejemplo, revelan que tramitamos un total de 2.226 licencias y declaraciones responsables, la mayor cifra desde 2010. 

Pero sobre todo, hemos trabajado porque Sevilla sea una ciudad con techo, con hogares. Era muy importante desbloquear proyectos que tuvieran una demanda garantizada y a precio asequible. Además de facilitar la llegada de obra privada y empleo en el sector con una buena relación de proyectos de envergadura, hemos potenciado la actividad e influencia de EMVISESA. Tenemos un nuevo Plan Municipal de Vivienda 2018-2023 que me atrevo a definir como el más ambicioso, social e innovador de España. Si queremos que Sevilla deje de perder población, no podemos renunciar a la empresa pública de vivienda, porque el mercado ya ha demostrado que no todo lo soluciona. Hemos puesto todo el parque público de vivienda en uso y en rehabilitación y vamos a volver a construir vivienda pública, innovando con nuevos esquemas que asisten a segmentos demográficos ignorados hasta ahora. No hablo solo de las capas sociales más desfavorecidas, sino de una extensa clase media de juventud con trabajo, pero empobrecida por la precariedad salarial y que no puede asumir los costes de vivienda si no es en alquiler. En definitiva consolidamos la vivienda como derecho básico y esencial para nuestros vecinos; el mejor ejemplo de ello es la OMDV, la Oficina Municipal por el Derecho a la Vivienda, que ya dio soluciones y asistencia a más de 4.000 familias.

Son las herramientas con las que este Ayuntamiento contribuye a que la ciudad desarrolle un nuevo mercado inmobiliario más sostenible y sin especulación y que sea un espacio inclusivo y vibrante. Para que esto siga siendo así, como Alcalde espero contar siempre con el apoyo, la guía y la reflexión de Andalucía Inmobiliaria, punto de encuentro en el que construir y configurar mejor nuestros hábitats futuros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *