Cómo las nuevas tecnologías impulsan el sector inmobiliario

Internet supera los 2.000 millones de usuarios, con un impacto profundo en el trabajo, el ocio y el conocimiento de los mismos al tener fácil e inmediato acceso a una cantidad extensa y diversa de información.

Director de Desarrollo de Negocio de Belbex
Jacobo Martínez Benjumea

El uso de Internet supone mayor cantidad de relaciones virtuales entre personas. En muchas ocasiones, una persona prefiere prescindir del obligado protocolo que hay que cumplir a la hora de acercarse a alguien personalmente para obtener cualquier información, y no establecer una relación personal sino virtual.

Siendo la interconectividad un factor clave en Internet, han proliferado varias plataformas que ponen en contacto a sus usuarios de diversas formas, albergando soluciones de diferente índole para mejorar las eficiencias.

Las redes sociales se han convertido en un auténtico fenómeno social y cultural en los últimos años y era solo cuestión de tiempo que irrumpiera con fuerza en el sector inmobiliario español, convirtiéndose en una herramienta clave para dar salida al importante stock generado tras el estallido de la burbuja inmobiliaria.

Los llamados marketplaces han vinculado a compradores y vendedores de multitud de productos y servicios en todos los sectores y lugares del mundo, en portales de C2C (Consumer-to-consumer), B2C (Business-to-Consumer) o B2B (Business-to-business). En España, el comercio electrónico alcanzo más de 7.300 millones de euros en 2010, un 27% más que en 2009.

En los últimos años las redes sociales y profesionales han aparecido, llegando actualmente a tener más de 750 millones de usuarios, facilitando la interacción entre sus miembros y el uso compartido de contenido.

Internet augura una nueva era de diferentes métodos de resolución de problemas creados a partir de soluciones anteriores.

Ineficiencias de los mercados

En la actualidad, oferentes y demandantes de ciertos mercados deben realizar grandes esfuerzos por encontrarse, a pesar de los importantes avances tecnológicos de las últimas décadas. Empresas que desarrollan actividades como la inmobiliaria, construcción, ingeniería o energía, entre otras, prácticamente continúan utilizando las mismas herramientas y procedimientos en su búsqueda de oportunidades desde hace décadas.

La crisis actual ha hecho que el sector inmobiliario se tenga que adaptar a las nuevas circunstancias, usando nuevas plataformas que ayudan en el trabajo del día a día, adaptando las funcionalidades de redes sociales al mundo corporativo, consiguiendo así una potente aplicación de comunicación inter-empresarial. Cada día van apareciendo más plataformas en Europa que dan soluciones a nuestro sector, de tal manera que muchas de ellas se están convirtiendo en una referencia como plataformas de exposición de activos, otras no solo ofrecen un escaparate con activos sino que dan noticias, networking, etc…

Las incorporaciones puntuales de algunas herramientas, como Internet o el email, han mejorado considerablemente la comunicación entre operadores. Sin embargo, sigue existiendo una gran ineficiencia tanto en el acceso a empresas y productos como en la gestión del network.

Por todo esto nacen distintas plataformas que agrupan empresas bajo una herramienta web de colaboración, siendo un punto de encuentro que facilita la gestión de contactos.

Es evidente la necesidad de introducir elementos innovadores que mejoren la operatividad y la transparencia en dichos mercados. Mercados ineficientes: necesidad de innovación.

Dentro del sector inmobiliario mayorista con exclusión del producto dirigido a particulares con actividad no recurrente, con ausencia de puntos de encuentro y generación artesana de negocio, se producen una serie de necesidades como:

  • Necesidad de herramientas que proporcionen eficiencias al mercado.
  • Necesidad de vendedores y compradores de mantener una amplia red de contactos.
  • Necesidad de los propietarios de vender sus activos inmobiliarios.

 

Por ello se crea una necesidad de innovación que empieza a suplirse con plataformas que a través de Internet dotan de eficiencia a los mercados y a la gestión del network. Por ello desde Belbex estamos desarrollando una plataforma que ayude a:

  • Gestión de contactos.
  • Acceso a los players.
  • Intercambio de información.
  • Exposición de activos y demandas.
  • Fuente de información.
  • Comparables.
  • Análisis de mercado.

 

Es decir, que el profesional inmobiliario disponga de una red de contactos, los productos y demandas en el mercado, y toda la información necesaria para el desarrollo de su actividad, facilitando la toma de decisiones. En un sector que a día de hoy está muy obsoleto en cuento a tecnologías, estas plataformas son una manera de reactivarlo y de darle transparencia.

Por todo esto, surgen soluciones online a través de portales inmobiliarios que cada día son más numerosas e innovadoras. Internet y las nuevas tecnologías forman un combinado muy potente en este mercado emergente que supone el sector inmobiliario en Internet, por lo que conocerlas y darles utilidad es sinónimo de éxito empresarial. Ai

 

Jacobo Martínez Benjumea

Director de Desarrollo de Negocio de Belbex

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *